Menú

Restaurante Pancho: una joyita de cocina

“El Restaurante Pancho no cumple el perfil de la generalidad de los establecidos en las zonas turísticas. Emplazado en pleno corazón y en primera línea de Playa de la Arena, está en el entorno de mayor ocupación turística que registra el municipio de Santiago del Teide, en el sur de Tenerife (Canarias)”. Y este incumplimiento se debe a que está por encima de lo que se espera para un local de playa en medio del turismo. ¡Una joyita!

Recuperamos esa reflexión que hicimos la primera vez que tuvimos el placer de saborear esta cocina “moderna con toques tradicionales” y adaptada a la contemporaneidad. Cuenta la propiedad que “nuestro chef elige personalmente productos de primera calidad. Nuestra carta presenta una elaboración atrevida y personal de su cocina, mezcla la tradición con la originalidad para deleite de sus comensales. Dispone de un elegante comedor, que tiene como principal función proporcionar una atención personalizada. Desde el Restaurante Casa Pancho nos esforzamos cada día para ofrecerles un ambiente agradable y un trato exquisito, para que puedan guardar un inmejorable recuerdo de su estancia en el establecimiento y que de buen seguro estaremos encantados de volver a atenderles”. Lo grave, por inusual, es que lo cumplen.

El producto que llega a mesa es exquisito, el trato que recibe el comensal es profesional, educado, elegante, servicial, atento, eficiente… El espacio y el entorno ya, de por sí, forman un ambiente espectacular, como esa playa de 31 Banderas Azules consecutivas con la que limita.

Pero aquí escribimos de comida y a eso vamos ya, aunque les adelantamos que esta cocina está en unas manos excelentes. La relación calidad/precio/lugar se cumple, y eso hay que tenerlo en cuenta.

Para abrir boca, porque es lo que había en el mercado ese día, una ensalada de tomates de colores con queso fresco del país y un aliño sencillo, pero abundante, en el que ni una de las especies sobresale, ni el vinagre abunda ni el aceite oculta sabores. Frescor, esa es la sensación al ver el plato; fresca es el mensaje que transmite el paladar al probar esta ensalada. O sea, justo lo que se espera de este plato y en el punto exacto en el que ni siquiera el comensal esperaba encontrarlo. ¡Genial!

Hace año y medio escribíamos del siguiente plato lo que hoy no solo ratificamos no, sino que situamos al siguiente nivel. “Tartar de atún con helado de wasabi. ¡Qué delicia! Un bocado del conjunto de esta propuesta es una fiesta en boca. Estamos ante una de esas sorpresas que el comensal agradece encontrar de vez en cuando. El pez, en dados y alguna tira ligera, impregnado de la soja en el nivel de abundancia que no impide percibir la mostaza ni que la sal y la pimienta bailen al punto del limón. El helado de wasabi juega como clave de un plato redondo toda vez que su presencia es la que completa el círculo de sabores. ¡Bestial!”. Este plato no puede faltar en la comanda del Restaurante Pancho.

Arroz meloso con marisco era el plato fuerte de esta comida. Para entendernos: no parece la especialidad de la casa, pero es un plato muy, muy recomendable. Preparado al punto deseado por el comensal, con ese nivel de sal que está al borde de fastidiarla, pero que se queda en el límite que permite ensalzar a los ingredientes de esta receta, abundantemente servido y “poblado” de buen marisco, nos encontramos con que el mar no engulle a la tierra de este arroz perfectamente tratado al paso por el fuego. ¡Fantástico!

Helado de higo con salsa de chocolate es uno de los postres. ¡Un manjar! A los golosos les impresionará por su suavidad y porque es una combinación llamada a explotar que, por el contrario, marida espectacularmente. Y para rematar, al tiempo, un segundo postre que contenía un superlativo helado de plátano junto a un sabroso mousse de gofio.

Este espectacular almuerzo fue “regado” con un vino de Santiago del Teide, con un exquisito producto de ese proyecto, hoy gran realidad, llamado Envínate que rescata la bodega pública para el municipio y el mercado. Tome nota de este caldo: Envínate Benje blanco seco. ¡Cuidado! Es uno de esos que, como suele decirse, “entra solo”. Marida de forma sobresaliente con esta comanda. Y con otras muchas, se nos ocurre.

El Restaurante Pancho, el de la Playa de La Arena, el de Santiago del Teide, es una joyita de cocina. Apunte y no pierda la anotación.

La ficha

Restaurante Pancho

___________________________________________________________________________

Entradas relacionadas:

Restaurante Pancho: lugar y cocina para olvidar el reloj (23-09-2017)

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

19 − dieciocho =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.